La opinión pública en Internet (2)

Kimura Tadamasa [Perfil]

[09.08.2017] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 |

Es prematuro considerar que la opinión pública en Internet no es más que la postura tendenciosa y radicalizada de una parte de la sociedad. En este tipo de comentarios se muestra patente el descontento de una mayoría que siente que no está obteniendo los beneficios que le corresponden.

La gran influencia de Yahoo! News

La opinión pública en Internet dentro de la sociedad japonesa tiene como principal peculiaridad el esquema “Medios de comunicación → Noticias → Receptor = Emisor”. En este contexto, la plataforma de noticias Yahoo! News desempeña un importante papel.

En la tabla que aparece a continuación, se reflejan los resultados de un sondeo realizado en la web, en julio y agosto de 2016, entre 1.100 hombres y mujeres de las regiones de Kantō, Tōkai y Kansai con edades comprendidas entre los 16 y los 69 años. Si se presta atención a la relación de los usuarios con las noticias, vemos que el portal Yahoo! News ocupa el primer puesto en número de visitas. En el estudio Tendencias en el uso de los medios de comunicación, elaborado por el Ministerio del Interior y de Comunicaciones en enero y febrero de 2016, el índice de uso de Internet de las personas con edades comprendidas entre los 13 y los 49 años superó el 96 %; en el caso de quienes tenían entre 50 y 59, el dato ascendió al 91 %, y al 77 % en la franja de edad 60-69. De datos como estos se desprende que Yahoo! News desempeña un papel central en la difusión de noticias no solo para los internautas, sino también para toda la sociedad japonesa en su conjunto.

Tabla 1: Índices del uso de los distintos portales de noticias y de la participación y la emisión y difusión de comentarios

(Unidad: %)

Nativos digitales Migrantes digitales Total
16-24 años 25-35 años 36-50 años 51-69 años
Yahoo! News 60,0 76,5 78,2 72,4 72,5
Acceso a sitios web de noticias 32,5 37,0 39,9 33,8 35,8
Uso de aplicaciones de noticias 30,0 31,0 17,4 20,2 23,2
Lectura de artículos en sitios web de vídeos 42,5 34,5 31,9 29,1 33,3
Sitios web que aglutinan contenidos 47,0 46,5 31,2 11,9 29,8
Sitio web de 2 Channel que aglutina contenidos 39,5 31,5 23,8 11,9 23,7
Acceso a 2 Channel 33,0 32,5 25,2 13,9 23,8
Sitios web de periódicos 26,0 29,5 35,6 39,1 34,0
Publicación de comentarios y reseñas sobre productos y servicios 29,0 33,0 28,2 26,6 28,6
Actividades de difusión en la red 21,5 12,0 4,0 2,7 8,2
Publicaciones en tablones de anuncios de particulares y secciones de comentarios 13,0 14,0 10,4 9,7 11,3
Publicaciones en 2 Channel 11,5 11,5 5,4 2,0 6,4
Publicaciones en tablones de anuncios anónimos 10,5 8,5 4,7 2,2 5,5
Participación en actividades para incendiar la red 10,0 8,0 3,0 2,2 4,9
Lectura de noticias en Twitter 43,0 27,0 16,1 7,9 20,0

Encuesta de respuesta múltiple elaborada por el profesor Kimura Tadamasa, de la Universidad Rikkyō, en julio y agosto de 2016. Participaron en el estudio 1.100 hombres y mujeres de las regiones de Kantō, Tōkai y Kansai con edades comprendidas entre los 16 y los 69 años.

Por supuesto, independientemente de la edad, más de un tercio de los usuarios accede también a otros sitios web de noticias (medios de comunicación intermedios). En cuanto al uso de aplicaciones de noticias para teléfonos inteligentes, este superó el 30 % entre los nativos digitales(*1) menores de 35 años. Además, cerca de la mitad de los nativos digitales accede a sitios que aglutinan contenidos, y en torno a un tercio lee artículos en portales para compartir vídeos y visita el sitio web 2 Channel. En otras palabras, entre las personas con edades comprendidas entre los 10 y los 39 años, los medios de comunicación están integrados en la vida diaria como circuito de acceso a las noticias, en la composición que presentamos anteriormente: La opinión pública en Internet (1).

Además, publicar comentarios y reseñas de diversos tipos es una costumbre generalizada, principalmente entre los jóvenes. Las publicaciones sobre productos y servicios rondan el 30 %, sin importar la edad de los usuarios. Un tema de relevancia a este respecto es la publicación de comentarios en 2 Channel y los tablones de anuncios anónimos y la participación en actividades de difusión y para incendiar la red. Tal y como se puede observar en la tabla, entre los nativos digitales, este tipo de conductas tiene un índice en torno al 10 %. Las actividades de difusión superan el 20 % en dos franjas de edad: de los 15 a los 19 años y de los 20 a los 24.

La gran influencia de Twitter en Japón

En el caso de Japón, difundir e incendiar la opinión pública en Internet son comportamientos que guardan una estrecha relación con Twitter. Según datos de junio de 2014, la media de tuits por día en todo el mundo asciende a 500 millones; de estos, 87 millones se escriben en lengua japonesa, es decir, un 16 % del total mundial. Destaca particularmente el índice de uso de esta red social entre los nativos digitales con edades comprendidas entre los 10 y los 29 años, superior al 50 % (sobre la población total de la generación que comprende también a personas que no utilizan la red). Sobresale especialmente el gran papel que desempeña Twitter en lo que concierne a las noticias. El 43 % de personas con edades comprendidas entre los 15 y los 24 años afirma que “accede a las noticias mediante los enlaces que aparecen en Twitter”. Por consiguiente, cuando se observa la opinión pública en Internet, es decir, la reacción de la gente a cierto asunto o suceso, particularmente entre los jóvenes, puede decirse que en el caso de Japón esta red social desempeña un gran papel.

En cuanto a las opiniones xenófobas y los comentarios incendiarios en Twitter, se vienen desarrollando estudios empíricos desde la década de 2010. En Netto Enjō no Kenkyū (Investigación sobre el incendio de las redes; editorial Keisōshobō, 2016), de Tanaka Tatsuo y Yamaguchi Shin’ichi, una encuesta de seguimiento de la red a gran escala entre unos 20.000 individuos estima que el número de personas que participan en actividades para incendiar Twitter asciende a una de cada 200, unas 2.000 (por cien mil usuarios de Internet) por cada comentario incendiario. En el 90 % de los casos, se trata de expresar una opinión en pocas palabras, por lo que se escriben múltiples comentarios para un solo asunto. Se puede deducir, pues, que quienes actúan así movidos por el deseo de atacar directamente a quien emitió el primer comentario son una pequeña porción (entre uno y alrededor de diez).

Por otra parte, en Racism wo Kaibōsuru (Diseccionando el racismo, editorial Keisōshobō, 2015), de Taka Fumiaki, se reúnen y analizan más de 100.000 tuits relacionados con los coreanos. De los 43.000 nombres de usuario que se contaron, cerca del 80 % solo había tuiteado una vez, mientras que el 1 %, esto es, 471, superaba los cien tuits. Un octavo de los comentarios correspondía a los primeros cincuenta nombres de usuario (la mayoría, comentarios abiertamente discriminatorios). En este tipo de mensajes se observaba una tendencia a repetir el mismo comentario, una conducta que impresiona enormemente. Por consiguiente, de los sucesivos estudios se desprende que la opinión pública en Internet se caracteriza por la repetición de posturas extremas por parte de una minoría que busca afianzar su existencia en la red.

Un reflejo de la conciencia colectiva

Si se entiende la opinión pública en Internet como una serie de comentarios que predominan en la red, esta se percibe entonces como una postura tendenciosa que difiere de la opinión pública general de la sociedad y que nace de la repetición de palabras extremistas por una minoría. Sin embargo, existe otra gran mayoría que utiliza de forma ocasional las redes sociales para expresar lo que siente en sus propias palabras y representa una importante porción del total.

Por consiguiente, es necesario hacer hincapié en que la opinión pública en Internet no se reduce a aquellos con posturas extremistas, sino que, a través de un análisis exhaustivo de diversos comentarios en la red, se perciben diversas opiniones y sentimientos y se han de considerar también como parte de la opinión pública comentarios y conductas como los retuits y los “me gusta”.

El brexit, el nacimiento de la Administración Trump y las elecciones presidenciales de Francia, en las que la extrema derecha obtuvo un 35 % de los votos, se convierten en un reflejo del avance del nacionalismo y la xenofobia en los países desarrollados. Al mismo tiempo, demuestran que las encuestas de opinión convencionales, fuera de línea, ya no sirven. Ante esta tendencia, se percibe la repercusión de la opinión pública en Internet, pero si se piensa que esta se reduce a las posturas extremistas de una minoría discernible de la sociedad general en su conjunto, esta se limita al fin y al cabo a una parte de la sociedad, por lo que la toma de decisiones fuera de línea y el voto obedecerían entonces a la opinión de la sociedad general.

No obstante, si se piensa serenamente en el fenómeno que se está produciendo en la actualidad, se constata que la opinión pública en Internet refleja en cierto sentido las tendencias de la sociedad general. Sin duda alguna, es imposible negar que salta a la vista una postura tendenciosa de repetir comentarios violentos, insultantes y extremistas que no se puede pasar por alto.

Sin embargo, si se presta atención a los comentarios que circulan por las redes sociales, en lo referente a la opinión pública en Internet en Japón, se observa una cantidad importante de mensajes sobre temas relacionados con China y Corea del Sur, la historia, la raza, el territorio y el nacionalismo. En ellos se exige a Japón y a los japoneses que adopten una identidad social. Además, se ve a los países vecinos como ajenos a la cuestión y se percibe que el deseo de clarificar y reforzar la conciencia grupal entre los japoneses funciona indudablemente como un importante vector.

El aumento de la insatisfacción

Echando un vistazo a las principales redes sociales –Twitter y Facebook–, se percibe con fuerza el descontento reinante en torno a las minorías y a los más desfavorecidos de la sociedad. Más que mostrar consideración hacia las minorías y la multitud de problemas a las que estas se enfrentan, aparecen expresiones como “concesiones a los desfavorecidos” y se percibe una gran insatisfacción, dado que se considera que el mero hecho de hacer hincapié en que se pertenece a una minoría tiene por objetivo lograr derechos y compensaciones. Las críticas y la intolerancia hacia las minorías –en Japón, temas como las ayudas públicas para personas con pocos recursos, los carritos para bebés, la Ley de Protección del Menor, el colectivo LGBT, Okinawa, las personas con discapacidad y China y Corea se asocian a estas– no son un fenómeno aislado, sino que se trata de un reflejo de una psicología social que cada vez cobra más fuerza en las naciones desarrolladas, entre las que se incluye Japón.

Este descontento podría denominarse “política antiminorías”. Esta puede definirse como el sentimiento de una mayoría que considera que no está recibiendo suficientes beneficios. Las personas que se englobarían dentro de este concepto tienen una postura sumamente crítica hacia las políticas liberales respecto a las minorías y exigen la equidad correspondiente. Esta psicología social latente subyace en la opinión pública en Internet.

Para reflexionar sobre el trasfondo social de esta política antiminorías, se están llevando a cabo estudios que tienen su base en la teoría de los fundamentos morales, un método de la psicología cultural. El estudio en la red que se ha mencionado anteriormente se elaboró precisamente con esta teoría en mente; en la tabla que aparece a continuación se aprecian los resultados, que se han dividido en tres corrientes de pensamiento presentes en la sociedad japonesa: conservadora, liberal y libertaria. Según la encuesta, el 68 % tiene una postura conservadora; el 24 %, liberal; y el 9 %, libertaria. Por edades, las tendencias liberales sufren un descenso marcado en la franja de los 20 a los 39 años, reflejo de que se va perdiendo la tolerancia propia de este pensamiento.

Merece la pena prestar atención a las relaciones con China y Corea del Sur: según vemos a continuación, tanto entre los conservadores como entre los liberales, cerca del 60 % cree que es necesario hacer una reflexión continua del comportamiento de Japón durante la Segunda Guerra Mundial, mientras que en torno al 80 % afirma que no es necesario que la próximas generaciones continúen disculpándose por el comportamiento de Japón durante la Segunda Guerra Mundial y considera que los países que exigen que Japón siga disculpándose por su comportamiento durante la Segunda Guerra Mundial mantienen una postura excesiva.

Tabla 2: Postura en relación a los hechos de la Segunda Guerra Mundial según la corriente política

(Unidad: %)

Conservadora Liberal Libertaria Total
Es necesario hacer una reflexión continua del comportamiento de Japón durante la Segunda Guerra Mundial 60,8 70,2 43,0 61,4
No es necesario que las próximas generaciones continúen disculpándose por el comportamiento de Japón durante la Segunda Guerra Mundial 78,4 78,3 60,0 76,7
Los países que exigen que Japón siga disculpándose por su comportamiento durante la Segunda Guerra Mundial mantienen una postura excesiva 81,3 81,4 61,0 79,5

Teniendo en cuenta la teoría de los fundamentos morales, se distribuyó a quienes respondieron en tres categorías: postura conservadora, liberal y libertaria. Las cifras indicadas son la suma de las tres respuestas afirmativas: “Muy de acuerdo”, “De acuerdo” y “Relativamente de acuerdo”.

En la opinión pública en Internet se constata un fuerte sentimiento de rechazo hacia las continuas exigencias de disculpas por parte de Japón, fundamento del sentimiento contrario a China y Corea del Sur, un hecho que coincide con los resultados del estudio en la web. Siguiendo con este análisis, la opinión pública en Internet no es un espacio en el que se extiendan posturas radicales de una parte de la sociedad, sino un reflejo de lo que está ocurriendo en esta. Sin duda alguna, el estudio de la opinión pública en Internet representa una gran oportunidad para reflexionar sobre el estatus actual de la propia sociedad.

Imagen de la cabecera: Aflo

(Traducción al español del original en japonés)

(*1) ^ Generación familiarizada con los ordenadores y con Internet desde que tiene uso de razón. En Japón, se corresponde con quienes nacieron a partir de 1980.

  • [09.08.2017]

Profesor de la Facultad de Sociología de la Universidad Rikkyō nacido en 1964. Tiene un doctorado en Antropología Cultural de la Universidad Estatal de Nueva York y se especializada en Redes Sociales. Accede a su puesto actual tras impartir clases en la Facultad de Ciencias e Ingeniería de la Universidad Waseda y en la Escuela de Posgrado de Artes y Ciencias de la Universidad de Tokio. Además, presenta el programa News no Shinsō, en el canal de noticias CS Asahi Newstar, y forma parte de un comité del Ministerio del Interior y Comunicaciones encargado de las telecomunicaciones. Entre sus obras, destaca Digital Native no Jidai: Naze Mail sezuni 'Tsubuyaku' no ka (La edad de los nativos digitales: ¿por qué se postea en lugar de enviar correos electrónicos?)

Artículos relacionados
Lo más reciente

Últimos vídeos

Últimas series

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia