Cuarenta millones de “Washlet” vendidos: los inodoros de alta tecnología como símbolo de la higiene japonesa
[07.01.2016] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 | 简体字 | 繁體字 | Русский |

La revolución de los inodoros modernos

La popularización de los inodoros electrónicos con chorros de agua caliente en Japón ha revolucionado la imagen de los retretes, antaño considerados un lugar sucio e impuro. Hoy en día los inodoros japoneses se han convertido en un símbolo de higiene cada vez más reconocido en todo el mundo. Las ventas del Toto Washlet, un producto de inmenso éxito que se ha convertido en sinónimo de inodoro de alta tecnología, superaron los 40 millones de unidades en julio de 2015.

Los inodoros de alta tecnología encabezan la lista de productos que los turistas chinos desean adquirir en Japón, hecho que sorprende mucho a los japoneses. Incluso el periodista Nakajima Kei ha escrito un libro sobre el tema, Naze Chugokujin wa Nihon no toire no toriko ni naru no ka?: “Nippon daisuki” no himitsu o toku (¿Por qué a los chinos les fascinan los inodoros japoneses?: desvelando los secretos de su aventura amorosa con Japón).

Pasos previos a los indoros de alta tecnología

Los prototipos de los inodoros de alta tecnología actuales son el Wash Air Seat, diseñado en Estados Unidos en la década de 1960 para su uso en hospitales y centros asistenciales, y productos similares suizos. Al principio, los fabricantes de inodoros japoneses Toto (antiguamente Tōyō Tōki) y Lixil (antiguamente Ina Seitō) importaban estos artículos para su venta. Con el tiempo ambas compañías acabaron desarrollando sus propios productos, y Toto presentó su primer modelo de Washlet en 1980.

Pero el Washlet no fue un éxito inmediato. Un punto de inflexión se produjo en 1982, cuando Toto difundió un anuncio de su producto por televisión en el que aparecía una popular actriz. Con el lema “Quiero que mi retrete me limpie el trasero” el anuncio captó la atención del público.

Lujosos espacios respetuosos con el medio ambiente

Cuando una persona sentada en un inodoro de alta tecnología pulsa un botón determinado, se despliega una boquilla por debajo del asiento que proporciona limpieza mediante un atomizador de agua caliente. El usuario puede ajustar la posición de la boquilla, así como la presión y la temperatura del chorro de agua. Existe asimismo una función de secado con aire e incluso un ambientador para la estancia. Además, algunos de los últimos modelos incorporan la capacidad de desinfectar la taza y la boquilla del bidé con agua electrolizada.

La serie Washlet ha transformado el lavabo en un cómodo espacio privado. Y evoluciona año tras año, buscando no tan solo mejorar la higiene sino también enriquecer la experiencia del usuario, con elementos como por ejemplo una tapa que sube y baja automáticamente, y mejorar su incidencia medioambiental reduciendo la cantidad de agua utilizada. El asombro de la cantante estadounidense Madonna al encontrarse el asiento del inodoro caliente durante su visita a Japón en 2005 se ha convertido en una pequeña leyenda.

En julio de 2012 la Sociedad Japonesa de Ingenieros Mecánicos nombró al primer Washlet, el modelo Washlet G, parte del Patrimonio de la Ingeniería Mecánica de Japón. De esta forma se reconoció al Washlet como una tecnología mecánica de importancia histórica que “cambió la sociedad”. Entre los demás artículos que fueron incluídos en la lista se encuentran el transbordador Seikan que antaño transportaba trenes entre las islas de Honshū y Hokkaidō, el tren bala original de la serie 0 y la barrera de acceso automática desarrollada por la empresa Omron.

Normalización de los inodoros de alta tecnología

Según un sondeo realizado en marzo de 2015 por la Oficina del Gabinete sobre la popularidad de métodos de bienes de consumo duraderos, un 77,5 % de los hogares japoneses dispone de inodoros con chorros de agua caliente. Estos sanitarios electrónicos se han convertido en un artículo estándar no solo en los hogares sino también en los establecimientos comerciales y centros públicos como aeropuertos y salas de espectáculos. En cuanto al Toto Washlet, necesitó 18 años, hasta 1998, para vender 10 millones de unidades. Pero a partir de entonces se popularizó mucho más rápidamente y consiguió llegar a las 40 millones de unidades vendidas en su trigésimo quinto aniversario.

Alguno de los modelos de Washlet pueden ser instalados sobre tazas de inodoro tradicionales, y su precio empieza a partir de unos 70.000 yenes. Las unidades integradas pueden costar más 300.000 yenes. El reto de Toto es ahora la expansión internacional de la venta de sus distintivos inodoros de alta tecnología. Se estima que las ventas en el extranjero representan alrededor de una décima parte de las ventas en Japón.

Los aseos futuristas del aeropuerto de Narita

En la primavera de 2015 se inauguró la Galería Toto en el Aeropuerto Internacional de Narita, en el pasillo que conecta el edificio principal de la Terminal 2 con el anexo de la terminal. Se trata de una sala de exposiciones experiencial destinada a los visitantes de otros países. Su diseño corresponde al estudio de arquitectura con sede en Japón Klein Dytham, compuesto por la italiana Astrid Klein y el británico Mark Dytham, y es un aseo con un ambiente futurista sin parangón.

Galería Toto del Aeropuerto Internacional de Narita (© DAICI ANO)

La Galería Toto dispone de 10 espacios en total: 4 cubículos para hombres y 4 para mujeres más un espacio para lactantes y un aseo multiusos. Los espacios están equipados con las últimas innovaciones en inodoros de Toto, como la nueva función ambientadora. La sala proyecta una sensación de hospitalidad que da la bienvenida a los vistantes desde el momento en que acceden a ella. Mucho más que un simple lugar para dar respuesta a la llamada de la naturaleza, la galería ofrece al usuario una zona de refugio para disfrutar de un momento de pausa y relajación.

El aeropuerto de Narita no es el único lugar que busca la excelencia en sus aseos. Shibuya Hikarie, un rascacielos comercial del distrito de Shibuya en Tokio, dispone también de modernos lavabos; los de las mujeres situados en las zonas de tiendas están diseñados con conceptos distintos en cada una de las plantas. La intención estética del diseño de los aseos puede ser en parte resultado de la revolución en el sector que provocó el Washlet.

Escrito originalmente en japonés y publicado el 13 de octubre de 2015. Foto principal: El último modelo de la serie Washlet de Toto. Foto proporcionada por Toto

  • [07.01.2016]
Artículos relacionados
Otras columnas

Últimos vídeos

Últimas series

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia