Unos 106.000 conductores mayores de 75 años devolvieron sus licencias entre enero y mayo
[07.07.2017] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 | العربية |

Tokio,4 de julio (Jiji Press)— Alrededor de 106.000 personas de 75 o más años devolvieron voluntariamente sus licencias de conducción en Japón en los primeros cinco meses de 2017, un mayor número que el registrado en el mismo período del año anterior.

En marzo entró en vigor la reforma de la Ley del Tráfico Rodado, que introdujo exámenes más exhaustivos para detectar señales de demencia entre los conductores de la tercera edad que renovasen sus licencias. Durante todo 2016 un total de 162.000 conductores de 75 años o mayores devolvieron sus permisos de conducción.

Entre enero y mayo de 2017 el número de accidentes de tráfico mortales provocados por personas de 75 años o mayores se redujo un 14,2 % respecto al año anterior en el que se registraron 151 casos, la menor cifra en los últimos 10 años, lo que aparentemente refleja el impacto de la nueva legislación.

Entre los problemas más relevantes están la disponibilidad de médicos que puedan diagnosticar casos de demencia y la necesidad de reducir los tiempos de espera para las personas mayores que tienen que tomar lecciones de conducción obligatorias.

Según la Agencia Nacional de Policía, unos 56.000 conductores de 75 años o mayores devolvieron sus licencias en los 81 días que sucedieron a la reforma de la ley en marzo.

[Copyright The Jiji Press, Ltd.]

  • [07.07.2017]
Artículos relacionados
Otras columnas

Últimos vídeos

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia