El “Doctor Yellow” cuida de la salud de la red de shinkansen

Richard Medhurst [Perfil]

[04.07.2016] Leer en otro idioma : ENGLISH | 简体字 | 繁體字 | FRANÇAIS | العربية | Русский |

Uno de los doctores más famosos de Japón es un llamativo tren que recorre la red de alta velocidad que se extiende por todo el país. Los trenes de diagnóstico del Shinkansen, conocidos popularmente como “Doctor Yellow” (El doctor amarillo), se encargan de la monitorización de las condiciones de las vías y las catenarias, ayudando a conservar el envidiable récord de viajes sin accidentes en este servicio de ferrocarril de alta velocidad. El apodo que reciben estos vehículos deriva de su función diagnóstica y su inconfundible color amarillo.

Muchos afirman que ver el Doctor Yellow trae buena suerte. El hecho de que el horario en el que opera no se haga público ha contribuido a crear esta superstición que se basa en sus avistamientos inesperados que dan un poco de color a la rutina diaria de la gente. Los aficionados a los trenes no se conforman, no obstante, simplemente con esperar a una súbita y milagrosa aparición. En su lugar comparten información a través de internet para determinar dónde se encuentran estos trenes y asegurarse que pueden disfrutar de un encuentro propicio y una oportunidad para fotografiarlo.

Entre Tokio y Hakata

La primera vía de alta velocidad de Japón —el Shinkansen de Tōkaidō que conectaba Tokio y Osaka— comenzó a funcionar en octubre de 1964, y los trenes amarillos T1 fueron puestos a funcionar en enero del año siguiente. Estos trenes fueron sometidos a importantes mejoras en 1974 y 2001. En la primera de ellas los nuevos vehículos combinaron el diagnóstico de los cables con el de la vía ferrea, antes separado. Los lustrosos modelos actuales comenzaron a ser utilizados al tiempo que el transporte de pasajeros aumentaba su rapidez, lo que obligaba a estos trenes de diagnóstico a ser también cada vez más veloces.

Doctor Yellow junto a un Shinkansen N700. (Fotografía de Auchou/Pixta)

Estos trenes evalúan la seguridad de las líneas del Shinkansen entre Tokio y la estación de Hakata en Fukuoka, en la isla de Kyūshū. Hay, de hecho, dos modelos ligeramente diferentes, uno para las líneas de JR Tōkai que operan entre Tokio y Shin-Osaka, y uno para las líneas de JR Oeste entre Shin-Osaka y la estación de Hakata. Un tren similar conocido como East-i viaja en el resto de líneas del Shinkansen, aunque es blanco con una franja roja y por el momento no recibe tanta atención como el Doctor Yellow.

Fácil de reconocer

¿Por qué este “doctor” es amarillo? Como muchos otros vehículos previos que también desarrollaban trabajos de diagnóstico, el color fue elegido en su origen para hacer los trenes más visibles en la noche. Una de las ventajas es que hace que sean más reconocibles para los viajeros, por lo que no tratarán de subir a bordo. Aparte del color, los trenes Doctor Yellow se parecen mucho a los shinkansen de pasajeros, y realizan sus comprobaciones viajando a una velocidad de 270 kilómetros/hora.

El interior es muy diferente, no obstante, ya que cuenta con equipos de monitorización en cada uno de los siete coches. Hay una tripulación básica de nueve personas consistente en dos conductores, tres técnicos responsables de las vías, y cuatro para comprobar los problemas relacionados con la electricidad. Los equipos reúnen datos de aspectos como el desgaste de los cables en las catenarias y si las vías se han movido de su alineamiento correcto. El personal analiza posteriormente estos datos para proceder a las reparaciones allí donde es necesario.

Un grupo de visitantes observa el interior de Doctor Yellow en las instalaciones de JR Tōkai en Hamamatsu, en la prefectura de Shizuoka el 26 de julio de 2014. (© Jiji)

Cada vez más cerca

Las ventanas del Doctor Yellow están cegadas, por lo que normalmente no es posible ver el equipamiento de dentro. Hay ocasionalmente, no obstante, alguna oportunidad para visitar el interior. El 13 de marzo de 2016 JR Oeste abrió las puertas de un tren de diagnóstico a 400 participantes en Hakata, y JR Tōkai organiza de vez en cuando eventos del mismo tipo. Muchos solicitantes compiten para ganar una plaza en estos eventos. Si ya es una suerte llegar a ver al Doctor Yellow desde fuera, mayor fortuna es poder ver su interior.

Aquellos que no pueden acercarse también tienen la opción de comprar algunos de los numerosos productos del Doctor Yellow que están a la venta. Entre ellos se incluyen cajas de bentō, mochilas, memorias USB, relojes, zapatillas con la forma de este tren de diagnóstico, así como calcetines, camisetas y otros artículos inspirados en su aspecto. Las colaboraciones con personajes populares como Hello Kitty o Rilakkuma también son frecuentes, y naturalmente también hay trenes de juguete.

Varios productos del Doctor Yellow. (Fotografía de Kodera Kei)

Fotografía del encabezado: el Doctor Yellow cruzando frente al lago Hamana en la prefectura de Shizuoka. Fotografía de Zenshi/Pixta.)

  • [04.07.2016]

Traductor y editor en nippon.com. Realizó un Máster en poesía moderna y contemporánea en la Universidad de Bristol en 2002. Vino por primera vez a Japón ese mismo año, donde impartió inglés durante tres años en la prefectura de Chiba. Ha vivido también en China y Corea del Sur. Ha trabajado en el ayuntamiento de Imizu en la prefectura de Toyama durante cinco años hasta 2013, año en el que se traslada a Tokio y comienza a trabajar a jornada completa como traductor. Se une a nippon.com en 2014.

Artículos relacionados
Otras columnas

Últimos vídeos

Últimas series

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia