“Yojijukugo”: poesía comprimida en cuatro caracteres

Richard Medhurst [Perfil]

[11.09.2016] Leer en otro idioma : ENGLISH | العربية | Русский |

Nunca te des por vencido

“Si te caes siete veces, te levantas ocho” es una frase inspiradora que se ha hecho muy popular al elevar las virtudes de la perseverancia cuando recibimos un revés tras otro. Una búsqueda en internet de imágenes relacionadas ofrece un número incontable de carteles motivacionales así como unos cuantos tatuajes. Es una traducción de 七転八起 (shichiten hakki)(*1), un ejemplo de yojijukugo, frases construidas con cuatro caracteres kanji.

Como su propio nombre indica, estas construcciones de vocabulario consisten en cuatro caracteres unidos. Aparecen principalmente en el japonés escrito, embelleciendo la prosa para mantener el interés del lector mientras transmiten un significado de peso desproporcionado con solo unos cuantos caracteres. Al igual que los proverbios, muchos de ellos son abstractos o literarios, pero algunos son extremadamente populares. Se comienzan a estudiar en la escuela primaria, y las frases más comunes aparecen con regularidad en la cultura popular.

Los muñecos daruma están asociados popularmente con la frase “Si te caes siete veces, te levantas ocho”, ya que tienen un peso en su base que hace que se levanten cuando son empujados hacia el suelo.

Diversos orígenes

Así como existen algunos derivados del japonés del día a día, otros yojijukugo tienen sus orígenes en historias de China. La frase 呉越同舟 (Go-Etsu dōshū) se refiere a los enemigos que están “en el mismo barco”. Esta frase se utiliza para describir una alianza poco común, y su significado es algo diferente de la frase “estar en el mismo barco”. Esta oración tiene su origen en un episodio descrito por Sun Tzu en el que dos enemigos de los antiguos estados de Wu y Yue (Go y Etsu en japonés) se ayudaron mutuamente durante una tormenta en el mar.

Varias de estas frases vienen también del budismo. Por ejemplo, 諸行無常 (shogyō mujō), cuyos caracteres significan aproximadamente “varios”, “cosas”, “no” y “permanente”, respectivamente, se traduce como “Todo es efímero”. Otro yojijukugo proveniente del budismo es 言語道断 (gongo dōdan), que ha adquirido un significado diferente con el paso de los años. En su origen se refería a que las verdades profundas no pueden ser descritas con palabras, pero hoy es utilizado habitualmente para decir que algo es “incalificable” en el sentido de “escandaloso” o “atroz”.

Una de las frases más famosas es un préstamo del inglés. “Matar dos pájaros de una pedrada” llegó a la lengua japonesa como 一石二鳥 (isseki nichō). Al estar los cuatro caractertes que lo componen (uno, piedra, dos, pájaro) incluidos entre los 240 kanji que aprenden en los dos primeros años de la escuela primaria, este es uno de los yojijukugo más fáciles de recordar, especialmente para los estudiantes de japonés de otros países.

Frases con números

Los placeres estéticos de las frases de cuatro caracteres, comparadas con otros proverbios, estriban en su exquisito equilibrio. Pueden ser separados en dos pares de caracteres que a veces denotan repetición y constraste para crear un efecto más acentuado. La frase 一喜一憂 (ikki ichiyū) expresa la tormenta emocional cuando se reacciona ante una situación cambiante: “un momento de felicidad” es seguido de “un momento de tristeza” y viceversa. Del mismo modo, la frase 一進一退 (isshin ittai) hace referencia a un punto muerto: “un paso adelante” y “un paso atrás”.

Muchos otros yojijukugo se basan en números. 再三再四 (saisan saishi)—o “otra vez”, “tres”, “otra vez”, “cuatro”—significa “una y otra vez”. 十人十色 (jūnin toiro)—“diez”, “personas”, “diez”, “colores”— es una forma de decir que las opiniones y los gustos de las personas son muy variados. También hay una variación menos inspiradora del “Si te caes siete veces, te levantas ocho”. Observando únicamente los kanji uno a uno 七転八倒 (shichiten battō) puede ser traducido como “Si te caes siete veces, te caes ocho”, aunque en realidad significa “retorcerse de dolor”.

Ejemplos de Yojijukugo

馬耳東風 baji tōfū “El viento del este en el oído de un caballo”, entrar por un oído y salir por el otro.
酒池肉林 shuchi nikurin “Lagos del alcohol, bosques de carne”, un gran banquete.
無我夢中 muga muchū “Estar absorto en medio de un sueño”, estar totalmente concentrado en algo.
単刀直入 tantō chokunyū “el ataque directo de un espadachín”, ir al grano.
以心伝心 ishin denshin “Transmitido de un corazón a otro”, comunicarse sin palabras.
異口同音 iku dōon “diferentes bocas, un mismo sonido”, unánime.

¿Un alimento para el cerebro?

En general, los yojijukugo son definidos como frases no literales o idiomáticas, tal como podemos ver en los ejemplos de arriba. De acuerdo con otra escuela de pensamiento, no obstante, pueden referirse a cualquier frase de cuatro caracteres, sin importar que sean mundanas. Con esta interpretación ampliada, 立入禁止 (tachiiri kinshi), que significa “prohibido el paso”, y 高速道路 (kōsoku dōro) o “autopista, serían también yojijukugo.

Una anécdota popular ilustra la diferencia entre estas dos definiciones. Un día, un profesor pidió a su clase que completara el yojijukugo __肉__食, esperando como respuesta 弱肉強食 (jakuniku kyōshoku). Al añadir los caracteres de “débil” delante del de “carne”, y de “fuerte” delante de “comer”, tenemos “la ley de la selva”(*2). No obstante, uno de los estudiantes respondió 焼肉定食 (yakiniku teishoku), que significa simplemente un “menú de yakiniku”.

Aunque hay quien puede afirmar que la respuesta del alumno era técnicamente correcta, la gracia de la historia está en que era inesperada para el profesor. Pero los yojijukugo son ante todo expresiones idiomáticas. Hay incontables ejemplos más a disposición de los amantes de los idiomas y diccionarios que contienen una rica variedad de frases de esta naturaleza. Tal vez solo sea esencial recordar una pequeña fracción de los mismos, pero para aquellos que disfrutan de la belleza del lenguaje sin más, la poesía comprimida de los yojijukugo es un terreno firme para la exploración.

Créditos de las fotografías
Muñecos Daruma: 陳 ポーハン

(Fotografía del encabezado: la frase 一期一会 (ichigo ichie) significa “un encuentro que sucede una vez en la vida”.)

(*1) ^ A veces se escribe de esta otra forma: 七転び八起き (nanakorobi yaoki).

(*2) ^ Un personaje de la novela Cloud Atlas utiliza la frase “Los débiles son carne que los fuertes comen”. El autor David Mitchell, que vivió en Japón durante varios años y cuya esposa es japonesa, se inspiró supuestamente en el yojijukugo 弱肉強食.

  • [11.09.2016]

Traductor y editor en nippon.com. Realizó un Máster en poesía moderna y contemporánea en la Universidad de Bristol en 2002. Vino por primera vez a Japón ese mismo año, donde impartió inglés durante tres años en la prefectura de Chiba. Ha vivido también en China y Corea del Sur. Ha trabajado en el ayuntamiento de Imizu en la prefectura de Toyama durante cinco años hasta 2013, año en el que se traslada a Tokio y comienza a trabajar a jornada completa como traductor. Se une a nippon.com en 2014.

Artículos relacionados
Otras columnas

Últimos vídeos

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia