Enfoques Datos de Japón
Japón, el país más envejecido del mundo
[14.11.2014] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 | 简体字 | 繁體字 | FRANÇAIS | العربية | Русский |

Japón es uno de los países con mayor esperanza de vida del planeta. Todo el mundo desea vivir en una sociedad en la que se pueda disfrutar de una vida larga, pero eso significa también hacer frente a los problemas propios de una sociedad envejecida. En la actualidad, una de cada cuatro personas en Japón tiene más de 65 años, un dato que revela que el país tendrá que hacer frente a múltiples retos derivados del continuado envejecimiento de su población.

Un japonés, el hombre más anciano del mundo

En agosto de 2014, el Libro Guinness de los Récords reconoció al japonés Momoi Sakari, residente en la ciudad de Saitama, como el hombre más anciano del mundo, con una edad de 111 años y 196 días. Tras el fallecimiento en abril de la persona que ostentaba el título anteriormente, un estadounidense de 111 años y 124 días, comenzó la serie de trámites que culminó en el reconocimiento del nipón.

Según un estudio llevado a cabo por el Ministerio japonés de Sanidad, Trabajo y Bienestar, el número de personas mayores de cien años en el país se situaba en 54.397 a día 15 de septiembre, fecha en que se celebra el Día de Respeto a los Ancianos, Keirō no hi en japonés. Esta cifra representa un nuevo récord, ya que supera en 3.021 personas el dato del año pasado (51.376); además, ya son 43 años consecutivos de esta tendencia al alza. La mujer más anciana del archipiélago nipón es Ōkawa Misawo, de 115 años y residente en la ciudad de Osaka, mientras que el hombre de más edad es el ya mencionado Momoi Sakari. El citado ministerio japonés señala que “La asistencia sanitaria y los cuidados a los ancianos son sectores que continúan avanzando, y afirma que se están realizando esfuerzos para crear un entorno en el que la población pueda llevar una vida saludable aunque envejezca”. Esto sirve para corroborar una vez más el rápido envejecimiento de la sociedad japonesa.

La esperanza de vida de los hombres supera los 80 años por primera vez en Japón

Según datos recopilados por el Ministerio de Sanidad, Trabajo y Bienestar, en 2013 la esperanza de vida de los hombres(*1) superó por primera vez la franja de los 80 años y se situó en 80,21 años. Con este aumento de 0,27, Japón subió un puesto en el ranking mundial y pasó a ocupar el cuarto lugar, por detrás de Hong Kong (80,87), Islandia (80,5) y Suiza (80,5).

La esperanza de vida de las mujeres alcanzó un nuevo récord tras aumentar 0,2 años y situarse en 86,61; Japón es, por segundo año consecutivo, el país del mundo donde las mujeres viven más, seguido de Hong Kong (86,57), España (85,13), Francia (85,0) y Suiza (84,7). En este contexto, se observaron mejoras en los datos relativos a los fallecimientos por los distintos tipos de cáncer, enfermedades cardiovasculares y cerebrovasculares, y neumonía, entre otras dolencias.

El envejecimiento poblacional, un fenómeno mundial

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el envejecimiento de la población es un fenómeno global; en 2012 el promedio mundial de la esperanza de vida era de 72,7 años para las mujeres y de 68,1 para los hombres, seis años más que en 1990. Sin embargo, la longevidad depende del lugar de nacimiento, y puede decirse que uno de los factores que la determinan es vivir en un entorno de bonanza económica. En este contexto, Japón es considerado como el país más longevo de los pertenecientes a la OMS.

Envejecimiento de la población

Datos a 1 de octubre de 2013

Población   Total Hombres Mujeres
Población total 127.300.000 61.910.000 65.390.000
Población anciana (personas mayores de 65 años) 31.900.000 13.700.000 18.200.000
Personas con edades comprendidas entre los 65 y los 74 años 16.300.000 7.720.000 8.580.000
Personas de más de 75 años 15.600.000 5.980.000 9.620.000
Población en edad de trabajar (16-64 años) 79.010.000 39.810.000 39.200.000
Población joven (0-14 años) 16.390.000 8.400.000 8.000.000
Proporción
(%)
Población total 100,0 100,0 100,0
Población anciana (índice de envejecimiento) 25,1 22,1 27,8
Personas con edades comprendidas entre los 65 y los 74 años 12,8 12,5 13,1
Personas de más de 75 años 12,3 9,7 14,7
Población en edad de trabajar 62,1 64,3 59,9
Población joven 12,9 13,6 12,2

Fuente: Tabla elaborada por la redacción de Nippon.com a partir del informe del Ministerio del Interior y de Comunicaciones Proyecciones demográficas.

Si la esperanza de vida aumenta, la población envejece. Según el Libro Blanco sobre el Envejecimiento de la Sociedad, publicado por la Oficina del Gabinete japonés, en 2013 el número de habitantes mayores de 65 años se situó en 32.960.000 personas, 1.110.000 más que en 2012. La proporción de habitantes mayores de 65 años fue del 25,9 % –Japón tenía entonces una población de 127.070.000 personas–; esto supone un aumento de 0,9 puntos porcentuales en comparación con la cifra del año anterior y representa un máximo histórico. En el transcurso de 2014, todos los japoneses pertenecientes a la generación del baby boom(*2) superarán los 65 años, una realidad que pone de relieve el rápido aumento del índice de envejecimiento poblacional.

Si se hace una distinción por sexos, el número de varones mayores de 65 años fue de 14.210.000, mientras que el de mujeres se situó en 18.750.000. En lo que respecta a los habitantes mayores de 75 años, la cifra alcanzó los 15.900.000, un 12,5 % de la población total; los datos relativos a los habitantes mayores de 85 años fueron de 4.780.000 y un 3,8 %, respectivamente. En otras palabras, uno de cada ocho habitantes tiene más de 75 años.

Japón, el país con el mayor ritmo de envejecimiento poblacional

El envejecimiento de la población en Japón ha alcanzado ya niveles a los que otros países todavía no han llegado. Además, este fenómeno destaca especialmente por la rapidez con la que se está produciendo. En términos generales, la expresión “sociedad en proceso de envejecimiento”(*3) se aplica cuando la proporción de habitantes mayores de 65 años se sitúa en el 7 %, mientras que se habla ya de “sociedad envejecida” cuando el dato llega al 14 %. En el caso de Japón, la transición de sociedad en proceso de envejecimiento a sociedad envejecida se produjo en los 24 años que van desde 1970 hasta 1994. En Alemania, país de Occidente con el mayor ritmo de envejecimiento poblacional, el fenómeno duró 42 años, de 1930 a 1972; en Francia, después de que la proporción de habitantes mayores de 65 años llegara al 7 % en 1865, alcanzó el 14 % en 1979, 114 años más tarde.

Según el informe Proyecciones demográficas para Japón, publicado en enero de 2012 por el Instituto Nacional de Investigación de Población y Seguridad Social, la población anciana crecerá también en el futuro, y en 2042 alcanzará su máximo al llegar a 38.780.000 personas. Aunque esta disminuirá posteriormente, el índice de envejecimiento aumentará. Por consiguiente, este índice será del 39,9 % en 2060, y una de cada 2,5 personas tendrá más de 65 años; la proporción de habitantes mayores de 75 años llegará al 26,9 %, de modo que una de cada cuatro personas pertenecerá a esta franja de edad. Se estima que la esperanza de vida de los hombres será de 84,19 años; la de las mujeres, 90,93 años.

Declive de Japón por el descenso de la población en edad de trabajar

En Japón se teme que se produzca un descenso de la población en edad de trabajar –personas entre los 15 y los 64 años– en momentos en los que el país se enfrenta a una baja natalidad. En el informe Predicciones demográficas del Ministerio del Interior y de Comunicaciones, se señala que en 2013 la población en edad de trabajar fue de 79.010.000 personas, una cifra inferior a los 80 millones por primera vez en 32 años. Incluso si se observa desde el punto de vista de la competitividad internacional, el descenso de la población en edad de trabajar en la sociedad japonesa, que continúa envejeciendo, puede relacionarse con el declive y la baja actividad del país.

Además, en 2015, habrá 2,3 personas pertenecientes a la población activa (entre los 15 y los 64 años) por cada anciano, mientras que en 2060 la cifra será de 1,3. La sensación de injusticia entre generaciones cobrará aún más fuerza, y existe el riesgo de que se agraven los problemas sociales derivados de una sociedad envejecida.

Por otra parte, en el año fiscal 2011 los costes de la seguridad social del país llegaron a los 107 billones 495 mil millones de yenes, un máximo histórico. La proporción de tales costes que se refleja en los ingresos nacionales pasó del 5,8 % en el ejercicio fiscal 1970 al 31,0 % en el año fiscal 2011; en este último, de los costes de la seguridad social, los gastos relacionados con la población anciana ascendieron a 72 billones 194 mil millones de yenes, y su proporción fue del 67,2 %. Los gastos relacionados con la seguridad social continúan aumentando en momentos en los que apremia una reducción del déficit fiscal.

Una sociedad envejecida sin precedentes

La esperanza de vida, el número de ancianos y la rapidez del envejecimiento de su población son factores por los cuales Japón se encamina a convertirse en una sociedad envejecida sin precedentes en todo el mundo. El número de ancianos que padecen demencia senil, una enfermedad derivada del envejecimiento, está aumentando, e industrias como la asistencia médica y los cuidados para la tercera edad se están expandiendo en el país. Tanto las autoridades nacionales como las locales se han propuesto mejorar la esperanza de vida saludable(*4), de ahí que se estén llevando a cabo diversas iniciativas a tal fin. Japón se precipita hacia una sociedad “superenvejecida” sin precedentes.

(Traducción al español del original en japonés)

(*1) ^ La esperanza de vida es el promedio de años que una persona puede llegar a vivir desde su nacimiento. En 1935, la esperanza de vida de los hombres en Japón era de 46,92 años; la de las mujeres, 49,63 años. En los años de la posguerra, la tasa de mortalidad de los bebés, los jóvenes y las personas en edad madura mejoró notablemente, por lo que la esperanza de vida aumentó de forma considerable.

(*2) ^ Se conoce como generación del baby boom a las personas nacidas entre 1947 y 1949, poco después del final de la Segunda Guerra Mundial. En los gráficos sobre la composición poblacional, esta generación sobresale siempre en masa, como si se tratara de una joroba, y ha tenido una influencia importante en la sociedad.

(*3) ^ Se habla de “una sociedad en proceso de envejecimiento” cuando la proporción de habitantes mayores de 65 años representa más del 7 % de la población total. El término “sociedad en proceso de envejecimiento” tiene su origen en un informe publicado por Naciones Unidas en 1956. Existe también la denominación “sociedad envejecida”, que se emplea cuando la proporción es superior al 14 %. Recientemente, se utiliza “sociedad superenvejecida” cuando la cifra es de más del 20 %.

(*4) ^ La esperanza de vida saludable es el número de años que una persona puede vivir sin enfermedades ni discapacidad. Aunque la esperanza de vida es un índice relevante, el tiempo que los ancianos pueden llevar una vida autónoma cobra una mayor importancia, de ahí que el Gobierno se haya propuesto alargar la esperanza de vida saludable.

  • [14.11.2014]
Artículos relacionados
Otros artículos de esta serie

Últimos vídeos

Últimas series

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia