[Diapositivas] El mundo de Ōnishi Isao, Tesoro Nacional Viviente por su trabajo en laca
Alcanzar el límite de la belleza con la laca

Ōhashi Hiroshi (fotos)[Perfil]

[10.02.2012] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 | 简体字 | 繁體字 | FRANÇAIS | العربية | Русский |
Ōnishi Isao es uno de los Tesoros Nacionales Vivientes de Japón por su trabajo en el campo de la laca. Debido a que repite varias veces los procesos de aplicación de la laca y pulido es capaz de sacar a la luz toda la belleza de la laca.


ŌNISHI Isao

Nacido en 1944 en la prefectura de Fukuoka. Tras graduarse en la escuela secundaria comenzó a trabajar como carpintero, mecánico de automoción, operario electricista y otros muchos trabajos similares. En 1974, a los treinta años de edad, se convirtió en discípulo de Akaji Yūsai, Tesoro Nacional Viviente (por su trabajo en laca). En 2002 fue reconocido como Tesoro Nacional Viviente.

Hubo un tiempo en que los objetos de laca japoneses eran denominados “japón” en el extranjero y eran tenidos en gran estima. Del mismo modo que se llamaba “china” a la cerámica de procedencia china, la laca japonesa ha logrado una gran fama, en su calidad de representante de la artesanía del Lejano Oriente.

Un solo hombre para todos los procesos de manufactura

Ōnishi Isao fue declarado en 2002 Tesoro Nacional Viviente(*) por su trabajo con la laca. De entre todas las técnicas de lacado, fue su habilidad con el kyūshitsu la que hizo a Ōnishi acreedor del reconocimiento. Ese kyūshitu se refiere simplemente a la aplicación de la laca.

Aunque por lo general con la laca se realiza un reparto de tareas, en el caso de Ōnishi lo impresionante es que él es el único artesano en todos los procesos (64 en total) hasta el acabado de las obras, desde el trabajado de la madera que forma el magewa (aros que se ensamblan para formar el recipiente), la base sobre la que aplicar la laca, hasta la creación de la laca, la aplicación de la capa base, de la segunda capa y de la capa final. Tarda unos ocho meses en completar una sola de sus obras.

Un artesano honesto hasta el fin

Según Ōnishi, “en cada nivel del proceso hay que aplicar la laca y pulirla bien, y al repetir se consigue sacar la verdadera belleza de la laca. Como soy muy torpe, siempre trato de recordar que debo hacer el trabajo con delicadeza. En mi forma de hacer las cosas, sin adornos, simplemente aplicando la laca, no queda más remedio que trabajar con honradez. Aunque la gente a mi alrededor se ha tomado lo del reconocimiento como Tesoro Nacional Viviente como si fuera yo un creador, o algo así, nada más lejos de la realidad. Siempre seré un artesano de la laca. Y además también creo ser un artesano que nunca ha prestado atención a la eficiencia o el beneficio.”

(*)^ La forma oficial del título de Tesoro Nacional Viviente es “Custodio de Importantes Propiedades Culturales Intangibles”. La Agencia de Asuntos Culturales japonesa reconoce como Tesoros Nacionales Vivientes a aquellos que han llegado a dominar las técnicas de ciertas propiedades culturales intangibles de gran valor artístico o histórico, en el campo de las bellas artes y las artes industriales.

(Traducido al español del original en japonés.)

  • [10.02.2012]

Se dedica a fotografiar artesanía y cocina tradicional por todo Japón. Sus libros incluyen 1972 seishun gunkanjima (Los Jóvenes de 1972: Isla Acorazada) y Koke no uchū (Universo de Musgo).

website:http://www.hiroshiohashi.com

Artículos relacionados