La historia de las erupciones del monte Fuji, un volcán activo

Naturaleza Prevención de desastres

Seguro que muchos de los pasajeros que utilizan el tren bala para ir de Tokio a Kioto prefieren sentarse en los asientos que quedan del “lado de la montaña”. La hermosa silueta del monte Fuji siempre resulta conmovedora. Pero aunque lleva más de 300 años en calma, es preciso recordar que el monte Fuji es un volcán activo.

Todos en Japón conocemos el monte Fuji. Es el pico más alto del país y su elegante simetría cónica, que recuerda a un abanico de mano abriéndose desde la cima en dirección a la base, en realidad es el resultado de su repetida actividad volcánica. A pesar de los más de 300 años de inactividad desde su última erupción en 1707 durante la era Hōei, debemos recordar que el monte Fuji es un volcán activo. A continuación, les presentamos un resumen de la actividad volcánica de la montaña a través de los siglos.

Hace 700.000 a 200.000 años

El área alrededor del monte Fuji ha estado activa desde hace millones de años. Hace unos 700.000 años, lo que ahora se conoce como el volcán Komitake se vuelve activo donde se encuentra el actual monte Fuji. La cima del Komitake se encuentra en la que es hoy la ladera norte del monte Fuji, más concretamente en las inmediaciones de la quinta estación a 2.305 metros de altitud.

Hace 100.000 años

La montaña se conoce como el volcán Kofuji (antiguo Fuji) en esta etapa de desarrollo. Este período se distingue por las erupciones explosivas que descargan grandes volúmenes de escoria (roca porosa), ceniza volcánica y lava. Se forma un pico de 3.000 metros sobre el nivel del mar.

Hace 11.000–9.000 años

Las erupciones toman principalmente la forma de flujos de lava. La lava que fluye por el flanco sur del pico llega hasta la bahía de Suruga, en el lado occidental de la península de Izu.

Hace 5.000 años– presente

Después de unos 4.000 años de inactividad, comienza un nuevo período de actividad que ha continuado hasta el presente. La montaña ahora se conoce como el volcán Shinfuji (nuevo Fuji). Las erupciones toman una variedad de formas durante este período, incluyendo: flujos de lava, flujos piroclásticos, escoria, ceniza volcánica, colapsos de sector y erupciones laterales.

800-802: Erupción de Enryaku

El 15 de abril del año 800, una erupción en el flanco noreste del monte Fuji arroja grandes cantidades de ceniza volcánica. El camino de Ashigara, una arteria clave de la época, queda sepultado bajo numerosas descargas de cenizas volcánicas y escombros.

864-66: Erupción de Jōgan

Una erupción en el área de Nagaoyama en la ladera noroeste del monte Fuji causa un flujo de lava que entierra muchas viviendas. La lava que fluye al noroeste del Fuji divide un enorme lago conocido como Senoumi, lo que da como resultado el actual lago Shōji y el lago Sai. El gigantesco bosque de Aokigahara crecerá en este campo de lava durante los próximos mil años. La erupción continúa sin pausa durante dos meses en su apogeo. En 869 se produce el terremoto de Jōgan, que tiene su hipocentro en las aguas de la costa de Sanriku, en el noreste de Honshū. El tsunami resultante es responsable de graves daños en las costas de Tōhoku.

1707: Erupción de Hōei

Una erupción en la pendiente sureste del Fuji (el cráter Hōei) emite humo negro, escoria, vibraciones atmosféricas, ceniza volcánica y rayos. Ese mismo día, aterrizan grandes cantidades de ceniza volcánica y el daño de la erupción se extiende hasta la península de Bōsō. Las erupciones continúan de forma intermitente durante las siguientes dos semanas enterrando hogares y campos. A causa de esto muchas personas en las aldeas al pie del monte mueren de hambre. El terremoto de Hōei (cuya magnitud estimada es de 8,6 en la escala de Richter) ocurre 49 días antes de esta erupción.

(Archivos antiguos y otros documentos muestran registros de 17 erupciones del volcán Shinfuji, incluidas las tres anteriores, desde 781.)

Mediados del siglo XIX-mediados del siglo XX

Gas volcánico emitido desde el flanco sureste del cráter de la cima. Se cree que fue provocado por el terremoto de Ansei-Tōkai en 1854. La actividad cesa en la década de 1960.

Octubre-diciembre de 2000 y abril-mayo de 2001

Múltiples terremotos profundos de baja frecuencia.

Agosto de 2008 – principios de 2010

La medición de GPS en curso detecta una deformación de la corteza de la que se presupone que significa una expansión de la parte profunda del subsuelo. Cesa en 2010.

15 de marzo de 2011

Cuatro días después del Gran Terremoto del Este de Japón, ocurre un terremoto de 6,4 grados en la escala de Richter cerca del flanco sur del monte Fuji.

Datos basados en: "Historia de las erupciones del monte Fuji", publicado por la ciudad de Fuji, prefectura de Shizuoka; el sitio web de información sobre desastres de la Oficina del Gabinete; "Actividad volcánica histórica del monte Fuji", de la Agencia Meteorológica de Japón; y otros sitios web de los municipios de la región del monte Fuji.

(Fotografía del encabezado: la parte irregular del monte Fuji en la zona inferior derecha de la cima es el cráter Hōei que se formó en la erupción de 1707. PIXTA)

Monte Fuji volcanes activos