Enfoques Datos de Japón
Las centrales nucleares de Japón
[24.08.2018] Leer en otro idioma : ENGLISH | 日本語 | 简体字 | العربية |

En julio de 2018, más de siete años después del desastre de Fukushima Daiichi, nueve reactores continuaban activos en Japón. Al contrario que los reactores de Fukushima Daiichi, todos estos son reactores de agua a presión y se encuentran en el oeste de Japón.

El 11 de marzo de 2011 había en Japón 54 reactores nucleares en funcionamiento que suministraban aproximadamente el 30 % de la energía eléctrica del país. Sin embargo, el Gran Terremoto del Este de Japón y el devastador tsunami que provocó el desastre en la central nuclear de Fukushima Daiichi cambiaron la forma de pensar en torno al uso de la energía nuclear.

En julio de 2013 el Gobierno de Japón estableció una nueva normativa para las centrales nucleares. Para poder resistir terremotos y tsunamis, estas centrales deben cumplir unas nuevas normas de seguridad más estrictas, lo que conlleva un alto coste para implementar las contramedidas de seguridad necesarias. Además, en las localidades en las que se encuentran estas instalaciones el debate sobre si deben seguir en funcionamiento o no se ha convertido en uno de los principales puntos de las campañas electorales para los líderes locales, y la ciudadanía continúa presentando demandas contra la reactivación de estas centrales. Incluso si se llegaren a implementar las enormemente costosas contramedidas de seguridad, todavía habría que superar un buen número de obstáculos.

El 12 de julio de 2018 había cinco centrales con un total de nueve reactores que cumplían con la nueva normativa: Ōi y Takahama (Compañía Eléctrica de Kansai, KEPCO), Genkai y Sendai (Compañía Eléctrica de Kyūshū) e Ikata (Compañía eléctrica de Shikoku). Mientras tanto, se decidió que otros 19 reactores fueran desmantelados.

Estos nueve reactores que han retomado sus operaciones se encuentran en el oeste de Japón. Todos ellos son reactores de agua a presión, y por lo tanto distintos de los de la central de Fukushima Daiichi gestionada por la Compañía Eléctrica de Tokio (TEPCO), donde tuvo lugar el accidente. En cuanto a las centrales nucleares que tienen reactores de agua en ebullición semejantes a los de Fukushima Daiichi, los reactores 6 y 7 de la central de Kashiwazaki-Kariwa (TEPCO) pasaron las inspecciones que confirman el cumplimiento de la nueva normativa, y la central de Tōkai Daini (Compañía Japonesa de la Energía Atómica) espera ahora la aprobación oficial. No obstante, al estar aún muy vivo el recuerdo del gran terremoto en la mente de los habitantes del este de Japón, es difícil que los residentes de estas zonas y los gobiernos locales den su aprobación. No se han propuesto aún por tanto planes para su reactivación.

De acuerdo con el V Plan Estratégico de Energía adoptado por el Gobierno el 3 de julio de 2018, el objetivo es que la energía nuclear represente entre un 20 % y un 22 % del mix energético para 2030. Para esto será necesario que al menos 30 reactores estén en funcionamiento, una meta aparentemente difícil en este momento.

(Fotografía del encabezado: la central nuclear de Sendai gestionada por la Compañía Eléctrica de Kyūshū. © Pixta.)

  • [24.08.2018]
Artículos relacionados
Otros artículos de esta serie

Últimos vídeos

バナーエリア2
  • Opinión
  • Detrás de la noticia